El topónimo de Villaturde parece provenir de la aglutinación del sustantivo latino “villa” con sentido de hacienda campestre granja etc. más el antropónimo o nombre de persona Turde o Jorge. Al igual Villanueva sería la villa “villa nueva que daba abundantes nabos”; Villacuende, asimismo sería la villa del conde, acaso impuesto ese nombre en el siglo X en relación con el condado de Carrión ; y Villotilla, sería la villa propia de Otilia o acaso la villa de la pequeña altura.

Todos estos pueblos parecen tener una cierta antigüedad, allá por el siglo X durante los tiempos de la repoblación alto medieval. Hace tiempo contaba este municipio con otro lugar denominado Olmillos.

La iglesia de Villanueva de los Nabos se dedicó también a la Asunción, bóvedas de arista en una sola nave, portada de medio punto en el lado de la Epístola, retablo rococó en el lado del Evangelio y el retablo mayor del Prebisterio es plateresco con anexos barrocos y varias pinturas; en el ático, un relieve de la Asunción del siglo XVIII.

A mediados del siglo XIX Villaturde contaba con 25 vecinos, Villacuende con 10, Villanueva de los Nabos con 7, Villotilla con 15 y Olmillos ya era un despoblado.

A mediados del siglo XIX entre las cuatro localidades, que hoy forman ayuntamiento tenían un total de 296 habitantes, en 1900 contaba con 642, en 1930 con 713, en 1960 con 817 y en 2005 con 221.